UNA HISTORIA MUY ESPECIAL (4)

Rutas y actividades en Picos de Europa y entorno. Sólo actividades. Para preguntas e información, dirigirse al foro general "PICOS DE EUROPA".
Reglas del Foro
Este foro, es exclusivo para publicar reportajes. Para hacer preguntas o informar sobre el tema, utilice el foro general "Picos de Europa".
No se admiten actividades que sean un link a otra dirección distinta a Foropicos o Picoseuropa, a menos que sean un complemento del publicado aquí (y no al revés).
Aquí tiene las normativas generales. Por favor, respételas y entre todos conseguiremos un foro mejor organizado. Muchas gracias.
Avatar de Usuario
hijedo
Mensajes: 424
Registrado: Mié Mar 08, 2006 11:49 am
Ubicación: Santander

Mensaje por hijedo » Lun Nov 26, 2007 10:40 pm

Pepe, me encantan tus historias.
Un saludo
"Al río que todo lo arranca todos lo llaman violento, pero nadie llama violento al lecho que lo oprime." (Bertolt Brecht)

Avatar de Usuario
Celtastur
Mensajes: 1252
Registrado: Lun Jul 25, 2005 12:36 am
Ubicación: Avilés
Contactar:

Mensaje por Celtastur » Lun Nov 26, 2007 11:25 pm

Helio escribió: Con cuatro brochazos has desgranado la esencia de una vida. En una sociedad cada dia mas sofisticada, vemos que son las pequeñas cosas las que dan sentido a nuestra vida.
Ya te digo; y este sí que sabe vivir y aprovecharla como debe ser. :D
Yo de mayor quiero ser como tú, Pepe. :wink:
Saludos.
“Vivo igual que escalo una montaña: mi caminar es lento y premeditado, pero firme y decidido”
Ulrich Inderbinen (1900-2004)

Avatar de Usuario
Pepe García
Mensajes: 9170
Registrado: Mié Nov 30, 2005 11:38 pm
Ubicación: Asturianu en Valladolid

Mensaje por Pepe García » Mar Nov 27, 2007 12:46 am

thesouthface, gracias. Tengo muchas más, amenazo con ir poniéndolas.

Neveron, eran tiempos menos sofisticados. No faltaba ni la bota de vino ni el litro de leche.
Coincido contigo en lo del ambiente de la Maratón de Madrid, y, en tu lugar, no tiraría la toalla con lo de Nueva York. Creo que siempre estamos a tiempo para hacer lo que sea, mira mi caso. Y desde luego es una experiencia digna de vivir. ¡Anímate!.

Pedro, me alegro de que te fijes en los pantalones del 147 y no en su cara :shock: . De todas formas, si Pucavi y tu váis así hoy día no me extraña que escandalicéis, hay que ir con la moda de los tiempos :wink:

Helio, con la siguiente frase: "En una sociedad cada dia mas sofisticada, vemos que son las pequeñas cosas las que dan sentido a nuestra vida", me has puesto los pelos de punta, se ve que sabes de qué va.

Soutelo, muy expresivo, gracias.

GONGUEDA, gracias, me alegro mucho de esas coincidencias.

Vidal, me lo temía. Pero ¿cómo puedo negarle nada al que me ha subido DOS veces al Cabrones (aunque sea en calzoncillos la 2ª)?. Así que allá van las anécdotas:

La más delicada de contar es la primera, pero está visto que el pasado te persigue y no puedes huir de él (hoy mismo he visto en un cine, en la cartelera de "Promesas del Este", la frase: "El pecado siempre deja marca"). Pero al fin y al cabo fue un "pecado" compartido y se saldó en su momento.
Bieeeen, voy con ello (es muy largo y difícil de contar):
La primera vez no pudimos subir al San Donato (voy a llamarle como lo hacían mis amigos de Vitoria) porque llegó un momento en que la nieve nos llegaba más arriba de las rodillas (y no teníamos raquetas, claro, incluso las de tenis eran por entonces de madera) y tuvimos que dar la vuelta. Frustrados, caimos sobre un bar-hotel de Gaceo (que después degeneró a lupanar) a tomar algo (en aquellos tiempos, y con frío, supongo que serían copazos de coñac o de patxarán).
Había una máquina tragaperras de "cascada". Hoy día ya no hay y no queda más remedio que explicar lo que era. Consistía en dos repisas horizontales (protegidas por un cristal) que se movían una respecto a la otra. Se iban echando monedas de cinco duros, que caían sobre un montón que había en la primera. Las monedas se empujaban unas a otras con el vaivén y de vez en cuando caía alguna a la segunda, donde pasaba lo mismo. Las que caían del montón de la segunda repisa eran las que se ganaban (salían por una trampilla de abajo).
Jugaban dos del grupo y no ganaban un duro. Uno pensó, y dijo, que si se pudiera inclinar la máquina hacia adelante caerían monedas por sí solas, pero la máquina estaba atornillada a la pared con dos pletinas. A partir de ahí se precipitaron los acontecimientos: otro del grupo pidió al camarero un destornillador "para apretarse los tornillos de las suelas", otro más soltó disimuladamente los tornillos, y los dos que jugaban, aprovechando una ausencia del camarero, inclinaron totalmente la máquina. La pobre máquina intentó "hacer falta" (se retraía la trampilla), pero cuando estuvo casi horizontal no le quedó más remedio que vomitar monedas de cinco duros desvergonzadamente. El camarero volvió en este trance, hicimos unos precipitados montones de reparto de monedas y salimos disparados para el coche (mi coche) con el camarero detrás protestando.
Al día siguiente se recibió una llamada telefónica en mi casa de uno que decía que era "el telefonista de la Guardia Civil de Salvatierra" sobre un robo que se había hecho con mi coche en un bar de Gaceo. Nos citamos con él otro del grupo y yo (era el dueño del bar, nada de Guardia Civil, y había averiguado mi número de teléfono por la matrícula de mi coche) y tomando unos vinos (más de "unos") y devolviéndole alguna moneda terminamos amigos y riéndonos (eran tiempos "duros y peligrosos" en los que no existía lo "políticamente correcto"). Fuerte, ¿eh?.
El San Donato fue un monte "áspero" y ni siquiera la segunda vez se dejó vencer con facilidad. Íbamos seis y tres se rilaron al llegar a una zona de nieve y niebla:

Imagen

Imagen

Otros tres (Javi, Bienve y yo), más pragmáticos, no viendo aún una razón objetiva para darnos la vuelta, continuamos y llegamos a la parte cimera:

Imagen

Entonces, Javi Ugarte dijo: "Me parece que yo sé de tres que van a llegar a la cima". Y, efectivamente, al poco rato así fue.

Más adelante, para doblegar definitivamente al San Donato, subimos también con las familias completas (y por la otra cara):

Imagen

Imagen

Imagen

Imagen

Imagen

Imagen

¡Buuuf, cómo me enrollo!

La segunda anécdota es mucho más suave:
Estábamos haciéndonos unas chuletillas de cordero a la parrilla en una cueva del Arrieta. Llevábamos comidas varias parrilladas y se preparó una más que parecía agobiar ya a la gente. Yo, por entonces carnívoro insaciable (¿dónde lo mete?, decían), cubiqué la parrillada y vi, y dije, que si se comían una chuletilla cada uno (una esquinita de la parrillada), yo me encargaba del resto. Y así se hizo, sin ningún problema (uno tenía una imagen por entonces que había que mantener).

Y la tercera, más suave todavía:
Estaban haciendo la marcha habitual del Palogán los aún no conocidos como "La Banda de la Cocinilla" y propusieron pararse a comer algo junto al árbol de marras (todavía no estaba establecido el sitio actual). Otro participante, hoy menos habitual, dijo que él preferiría subir más allá y volver después. Le contestaron que lo hiciera él y que le esperarían comiendo. El discordante entonces se quedó algo compungido, con la cabeza doblada hacia adelante y con una capucha puesta. Y alguien dijo: "parece un lego". Y ya está: "El Árbol del Lego".
(En la del Palogán hay también un "Arbol del Ahorcado", pero éste es simplemente porque se parece a aquél árbol descarnado de aquella fenomenal película de Gary Cooper).

Bueno, Vidal, eso pasa por preguntar. Ya ves lo largo que era (además de lo mal que he quedado con la primera).

mcrae, Colin, (ahora ya te pongo cara). Me alegro de que te gusten las antiguallas, porque aún me quedan muchas.

hijedo, gracias.

Celtastur, Fidel, veo que te gustó también la frase de Helio. Y ¡ánimo!, lo primero que tienes que hacer es ser mayor (para el resto, creo que llevas buen camino).

Muchas gracias a todos.
Última edición por Pepe García el Mié Nov 28, 2007 10:39 am, editado 3 veces en total.

Avatar de Usuario
J. Blas
Mensajes: 2602
Registrado: Mar Mar 28, 2006 5:59 pm

Mensaje por J. Blas » Mar Nov 27, 2007 10:15 am

:roll: Joder Pepe muy guapo si señor me alegro que pasarias unos años tan guapos en Vitoria ya no me podeis chillar si pongo algo de aqui jeeeee, haber si un dia de estos me da tiempo y te voy a poner una ruta muy guapa al Beriain , es que soi muy inutil escribiendo con el ordenador. Marcos el asturiano que viene conmigo al monte esta obsesionado porque nos apuntemos este año a los tres grandes ya veremos como estamos de cabeza .UN ABRAZO PEPE

Avatar de Usuario
Pepe García
Mensajes: 9170
Registrado: Mié Nov 30, 2005 11:38 pm
Ubicación: Asturianu en Valladolid

Mensaje por Pepe García » Mar Nov 27, 2007 4:13 pm

J.Blas, ya sabía que te iban a gustar tus montes.
A ver esa ruta al Beriain.
¿Cuando es la fecha de Iru Haundiak? ("Los Tres Grandes", ¿lo he dicho bien?), la tengo pendiente.
Un abrazo.

Avatar de Usuario
Escubiello
Mensajes: 899
Registrado: Jue Jun 22, 2006 10:08 pm
Ubicación: Madrid y Las Salas(Leon)
Contactar:

Mensaje por Escubiello » Mar Nov 27, 2007 10:27 pm

Pepe, estás poniendo el listón muy alto con tus preciosas historias. Ya ves que el número de lectores supera con mucho la media docena que decías. Te seguiré leyendo aunque me pierda algun gol del Madrid.
Un abrazo

Chus*
Moderador_secreto
Moderador_secreto
Mensajes: 401
Registrado: Mar Oct 12, 2004 2:34 pm
Ubicación: Oviedo

Mensaje por Chus* » Mar Nov 27, 2007 10:57 pm

Gracias por tus recuerdos, Pepe. A mí también me marcó el Gorbea, cuando era sólo un guaje. Así se lo conté hace tiempo a J.I. Martín, el primero que en el Foro ( http://www.foropicos.net/viewtopic.php?t=5729 ) sobre el Gorbea escribió: Mi primera piratería, grumete de 11 años, fue vivaquear junto a la Cruz, en la trinchera que mira a Berretin, junto a otros 3 piratillas. A la vuelta, la amatxo se enteró de que habíamos ido sin tienda, y hubo sus más y sus menos.
Pero ya nada fue igual. Desde entonces me silba en los oídos el viento que barrió hasta el amanecer, y me maravillo de cómo las fugaces Perseidas que rasgaron el cielo aquella noche de Agosto pueden durar años y años en mi retina, y las siga viendo cada vez que cierro los ojos tumbado en un prado.

Responder

Volver a “REPORTAJES DE ACTIVIDADES EN PICOS”