Autor: Pedro Yubero Rivas

 

Título: Refugio de Collado Jermoso desde Cordiñanes.

La aproximación al refugio del Collado Jermoso o Refugio Diego Mella ( http://www.colladojermoso.com/ ) es una de las rutas mas hermosas que pueden realizarse por los Picos de Europa. En ella podemos descubrir la mayoría de paisajes que nos podemos encontrar en estas montañas, desde mágicos bosques de hayas, hasta aéreos collados de más de 2000 mtrs, pasando por vertiginosos senderos tallados en la roca, inclinadas pedreras, verdes vegas (donde se practica o practicaba el pastoreo), canales de verticales paredes, traviesas y argayos, etc etc.

Todo ello en 1200 mtrs de desnivel, y unas 4 horas de recorrido, que podrán ser menos o más en función del ritmo que llevemos y las paradas que efectuemos para disfrutar del paisaje o sacar fotografias.


Mapa base Miguel Angel Adrados (Adrados Ediciones), con permiso expreso del autor.

PUNTOS CLAVE

Lugar de partida: Cordiñanes. (860 mtrs de altitud)
Lugar de llegada: Refugio de Collado Jermoso (2064 mtrs)
Duración del recorrido sin paradas: 4 horas (desde 3 hrs 15´ hasta 5 horas según nuestra forma física y experiencia en orientación). Hay que añadir las paradas.

Dificultad:

·El alto desnivel a salvar y la elevada pendiente media del recorrido son la verdadera dificultad de esta ruta; no hay pasos técnicamente difíciles, y sólo hay que usar las manos en una zona puntual, para mantener el equilibrio, al superar un pequeño resalte rocoso (3 metros) al lado de la cascada del Argayo Congosto, paso que se puede evitar como ya señalaremos en la descripción de la ruta.

·También hay que destacar el vértigo que las personas mas sensibles en este punto pueden sufrir en determinados tramos de la Rienda de Asotín. Se trata de un sendero tallado en la roca, que en algunos tramos tiene apenas 1 metro de ancho, y que discurre sobre un precipicio vertical de mucha altura. No tiene dificultad técnica, pero algunos tramos tienen el piso de roca pulida, y si añadimos roca mojada por la lluvia, estos factores pueden condicionar el paso de las personas con menos experiencia en montaña o con vértigo. Igualmente es un lugar peligroso para pasar con perros, así que atención.

·Elevado riesgo de aludes en época invernal y primaveral, especialmente en el Argayo Congosto y Traviesas del Congosto. Esta descripción es para la época estival. Con nieve es una ascensión peligrosa y sólo debe ser realizada por montañeros con experiencia y conocimiento de las características de Picos de Europa en invierno.


Presencia de agua: No hay fuentes en todo el recorrido, hasta llegar casi al final de la ruta, cerca del Refugio. En el Argayo Congosto podemos encontrarnos, de forma inconstante, agua en el fondo del mismo en forma de cascadas, que serán inexistentes o de grandes proporciones en función de las ultimas precipitaciones caídas y de la época del año. No hay que contar con su presencia.


DESCRIPCIÓN DE LA RUTA

Ascenso:

Una vez en Cordiñanes (1), buscaremos una calle que atraviesa la parte alta del pueblo desde el abrevadero que hay a su entrada. La calle busca en travesía ascendente la parte Este del pueblo, y se continua por una pista de tierra que va ascendiendo ligeramente hacia la canal de Asotín.

A unos pocos cientos de metros la pista termina en un rellano (2), y bastante antes de ese rellano, a mitad de recorrido aproximadamente entre el pueblo y el final, un sendero abandona la pista por la derecha, marcado con hitos, atravesando una zona de escasa pendiente ascendente con grandes bloques calizos. Al acentuarse la pendiente, el sendero empieza a trazar zig-zags buscando las paredes verticales que caen del contrafuerte Oeste del Friero (las Mojosas).

Aparentemente no hay paso natural por esas paredes verticales, pero el sendero se eleva buscando un paso tallado en la roca, la Rienda de Asotín (3), que salva esos precipicios y entra en la canal de Asotín ya a cierta altitud atravesando un espléndido bosque de hayas, el hayedo de Asotín (4).

En el hayedo el sendero se desdibuja entre las hojarasca seca; los hitos marcan el lugar por donde discurre la senda, que va dirigiéndose progresivamente hacia el centro de la canal, de bastante poca pendiente en este punto. Antes de terminar el bosque por completo, atravesamos un claro del mismo donde hayas jóvenes luchan contra los rigores meteorológicos.

Una vez finalizado el bosque, el sendero continua por la vertiente contraria de la canal y remonta un terreno pedregoso y árido en comparación con el bosque que acabamos de recorrer, para alcanzar en 2 horas (desde Cordiñanes) la Vega de Asotín (5), excelente lugar para pararse un momento y disfrutar con las vistas del macizo Occidental (Torre Bermeja, Peña Santa, etc). Este punto es la mitad del recorrido total.

Una inclinada canal, la Canal Honda (6), se alza altiva ante nosotros al Norte.

Son características sus altas y verticales paredes (que la distinguen fácilmente del Argayo Congosto, canal mas abierta y que está más al Este). Por ella discurre el camino a seguir; desde la vega de Asotín nos dirigimos a la canal y poco a poco las numerosas marcas de paso se van uniendo hasta confluir en un sendero que zigzagueando nos eleva a los pies de la canal.

Antes de entrar en la canal Honda, a mitad de camino entre la Vega y la canal, podemos tomar un ramal que se dirige a la izquierda, hacia el Noroeste, y que evita la canal Honda y la pedrera que discurre por ella, pasando por el Collado Solano:

-Si seguimos por el Collado Solano, una vez alcanzado éste debemos continuar hacia el Este para cruzar sobre la canal Honda (atención en este punto en la primavera avanzada, pues suele quedar un nevero a los pies del Argayo Berón que debemos atravesar y esto puede complicar algo la travesía) y enlazar de esta manera con el sendero que viene por el fondo de la Canal.

-Si subimos directos por la canal Honda, al llegar a lo alto de la misma debemos abandonarla con tendencia a la derecha (este) por rampas herbosas de fuerte inclinación. Bastante arriba recibiremos procedente del Oeste el sendero que viene desde el Collado Solano.

A continuación dos posibles senderos, uno a menor altitud y otro a mayor altitud, recorren las Traviesas del Congosto (7), sucesión de gradas y terrazas que en tramos ascendentes recorren la falda Sur de la Torre Jermosa, con unas excelentes vistas de la cara Norte del Friero.

Después de un suave descenso entramos en el Argayo Congosto ( 8 ), empinada canal que hacia abajo muere en la Vega de Asotín, bastantes cientos de metros por debajo de nosotros.

Enfrente de nosotros, hacia el Sur, el Friero:

Debemos remontar el Argayo directamente por su fondo, y cuando esto no sea posible, por la derecha según subimos (por el margen izquierdo hidrográfico del Argayo) siguiendo las trazas de sendero que sobreviven a los derrubios y aludes que por aquí circulan; llegaremos a una cascada, a veces inmensa, a veces goteante, que cae por un murete de corta longitud, y remontaremos POR LA DERECHA de dicha cascada las peñas que nos vamos encontrando (vemos en la siguiente foto, al primer montañero que está en ese punto).

Este es el único punto donde a algunos montañeros nos tocará poner las manos en las piedras mas que nada para guardar el equilibrio; si se desea evitar este paso, que no tiene ninguna dificultad, podemos hacerlo 30 ó 40 metros mas abajo (flecha roja de la foto anterior), saliendo del fondo del Argayo hacia la derecha (Este) y bordeando estas peñas para recuperar el fondo del Argayo por encima de la cascada.

Una vez superada la zona de la cascada, sólo queda remontar el resto del Argayo hasta llegar a una providencial fuente (asterisco azul en la foto), ya con el refugio a la vista, y el Collado Jermoso unos metros más arriba (9), donde debemos aprovisionarnos de agua pues en el refugio propiamente dicho esto no será posible (al menos hasta el verano de 2006).

Si queremos, podemos evitar la subida hasta la fuente (que presenta un repecho final descarnado y algo incómodo para progresar), unos metros por debajo de la misma, desviándonos a la izquierda para subir más cómodamente directos hacia el Refugio como indicamos en la foto siguiente

Unos metros por encima de la fuente está el sendero que se dirige al Refugio (oeste) desde las Colladinas (este), y por él llegaremos al final de nuestra ruta en un tiempo medio de 4 horas sin contar las paradas.

Hacia el Oeste, la Peña Santa:

Descenso:
Se hace por el mismo itinerario, pero es muy importante tener en cuenta tres detalles:

*El inicio del descenso desde el Refugio tiene una gran pendiente y el terreno está muy roto: atención a posibles resbalones y sobre todo cuidado para evitar tirar piedras a los que están por debajo de ti.

*Cuando se desciende por el Argayo Congosto, debemos estar atentos al punto, marcado con hitos, en el que el sendero abandona el Argayo hacia el Oeste para introducirse, ascendiendo ligeramente, en las Traviesas del Congosto. No debemos seguir hacia abajo, hacia el fondo del Argayo Congosto. Conviene fijarse en esta zona en el ascenso para no equivocarse luego en el descenso.

*Cuando entramos en el bosque de Asotín, debemos recorrer su segunda mitad con tendencia a buscar la parte izquierda del mismo, la zona que está bajo el contrafuerte rocoso Oeste del Friero, ya que el itinerario no baja por toda la canal de Asotín hasta su fondo, sino que abandona ésta como ya vimos al ascender, para evitar la parte mas baja de la canal, ya sobre el Cares. Es fácil que en el descenso, confundidos por la hojarasca, bajemos demasiado y nos pasemos precisamente esa salida hacia la Rienda de Asotín, sendero tallado en la roca ya sobre Cordiñanes. Conviene también fijarse en esto al ascender.